5 trucos para cambiar tus hábitos de consumo

Todos hemos buscado de diferentes maneras el lograr aumentar nuestro patrimonio teniendo como meta ahorrar dinero. ¿Pero cómo podemos ahorrar si gastamos más de lo justo en cosas que no son del todo necesarias? El error de muchas personas es idearse una vida de lujos y gastos excesivos sin tener en cuenta una planificación a futuro. Para lograr esa libertad financiera que tanto queremos el ahorrar debe ser una prioridad. Evitando gastar en cosas innecesarias y por supuesto, comprando lo que realmente necesitamos respetando nuestro presupuesto. Sigue leyendo este post y averigua cómo darle un giro radical a tus finanzas y comenzar a trabajar inteligentemente.

ahorrar-1

Los cinco trucos para cambiar tus hábitos de consumo

Proyéctate a un punto al que quieras llegar

Si estás comenzando a ahorrar, podrías comenzar haciéndolo con un plan a mediano plazo, de unos 5 años quizás. Es importante que te establezcas metas específicas en las que sepas lo que tienes que lograr para cumplirlas. Sabiendo que tienes algo en mente que debes y quieres cumplir, evitarás las compras innecesarias y al mismo tiempo el cómo ahorrar se te hará más fácil. Esto puede ser ahorrar para un vehículo, un fondo en caso de emergencias o hasta quizás para un viaje. El problema de muchas personas que compran impulsivamente es que no tienen proyección a futuro.

ahorrar-2

Vive como un rico anónimo, un truco infalible para ahorrar

El secreto de muchas personas para manejar su dinero de manera inteligente yace en el anonimato. Por supuesto que a todos nos gustaría andar por ahí con un coche costoso, con ropa toda de marca y prendas de oro. ¿Pero esto realmente es necesario? ¿De qué vale mostrar todos esos lujos si no tenemos como mantenerlos en un futuro? Lo ideal es que compres cosas que realmente necesitas y que por supuesto, si estás pensando en ahorrar, consigas lo más económico. Esto no quiere decir que te prives de comprar cosas de marca o lujosas, pero no puedes priorizar esto sobre tu planificación. Muchas personas se dejan llevar por el pensamiento de que lo barato sale caro, pero es cuestión de buscar la mejor calidad entre las mejores ofertas.

Para poder ahorrar, asegúrate de saber cuánto ganas y cuánto gastas mensualmente

Esto es una cuestión de lógica, ya que es obvio que si no sabes cuánto dinero entró en tu cuenta bancaria, no sabes cuánto podrás ahorrar. Conocer tus ingresos es vital para saber cuánto puedes gastar y de esta manera poder idear una estrategia de ahorro convincente y eficaz. El conocimiento es poder, y en las finanzas es imprescindible que sepas todo lo que ocurre en tu cuenta bancaria. Procura llevar control de todos tus gastos mensuales, para ello existen muchas aplicaciones con las cuales podrás ahorrar de manera sencilla.

ahorrar-3

Deshazte de tus deudas

No debe existir una sola persona que no haya contraído deudas de alguna manera. Sea por medio de una tarjeta de crédito, préstamos inmobiliarios, siempre terminamos endeudándonos de alguna manera. Si buscas ahorrar, una de las prioridades debe ser pagar todas tus deudas para evitar que interfieran en un futuro con tus planes. Si bien son una manera de amortizar una compra costosa en determinado momento, no son las mejores aliadas del ahorro. Esto debido a que comúnmente el dinero destinado a ahorrar comprando lo gastamos o lo dejamos en las deudas.

Busca siempre ganar más dinero

Una buena manera de aumentar la cantidad de dinero que queremos ahorrar es, por supuesto, aumentando nuestros ingresos. Puede ser iniciando un emprendimiento, hacer otras tareas además de nuestro empleo actual, etc. No hay límites para una persona que se proponga el cambiar sus hábitos de consumo y sepa cómo hacerlo. Si bien es cierto que mientras más ganemos, mayores serán nuestros gastos, hay que siempre tener en cuenta un hecho. Se puede ahorrar comprando, quizás las mismas cosas que necesitemos pero de otra marca y a menor coste.

ahorrar-4

Es idóneo que para iniciar de a poco con el ahorro se destine no menos del 10% de nuestros ingresos para ello. Tomando conciencia de que muchas veces ese traje costoso o ese lujoso anillo deben salir de nuestra lista prioritaria de compras. Es común el disfrutar de los lujos y exquisiteces que la vida nos ofrece, pero siempre con control. No podemos caer en compras compulsivas, ya que más que satisfacción, ponemos en riesgo nuestras finanzas a futuro.

Deje un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *