Cuidados a tomar para exponer al sol tu piercing en la nariz

Los piercings son sumamente populares y cada vez son más comunes y aceptados en nuestra sociedad. Aun así debemos ser precavidos y saber cuáles son los cuidados que debemos tomar para exponer al sol tu piercing en la nariz.

Tiempo de curación para un piercing en la nariz

Después de hacerte un piercing lo más común es que el especialista que te lo hizo te dé algunas instrucciones para el cuidado del mismo.

Por ejemplo, debes saber por cuánto tiempo debes mantener las piezas originales de joyería y cuánto tiempo tardará en estar totalmente curado.

En el caso de los piercing en la nariz el tiempo de sanación y cicatrización completa varía entre 4 meses y un año.

Durante este tiempo de curación, la piel y los tejidos alrededor del piercing son una herida abierta particularmente susceptible a infecciones, alergias, problemas de cicatrización y estas pueden ser causadas por el sol, el sudor e incluso por tocarse el lugar con las manos sucias.

Cuidado al exponer al sol tu piercing en la nariz

Algunos de los cuidados principales incluyen quitarse el piercing de la nariz, tapar la zona y limpiarlo antes de exponer tu piel y tu piercing al sol, a continuación entramos en detalles.

Quitarte el piercing en la nariz

En los casos en los que sepas que vas a exponer tu piercing en la nariz a un tiempo prolongado bajo el sol, lo mejor sería remover o quitarte el piercing antes de hacerlo.

Lo creas o no, las infecciones cutáneas en los piercing colocados en la nariz mayormente son causadas por sudor, así que para evitar esta situación lo mejor es prevenir quitándonoslo cuando vayamos a la playa o a un partido de tenis, etc.

Sin embargo, debemos recordar que durante el periodo de cicatrización no es recomendable quitarse el piercing, por lo que es recomendable que durante este periodo no te expongas mucho al sol o protegerte con sombreros o sombrillas.

Tapar la zona

En algunos casos se recomienda que el piercing de la nariz sea tapado de forma que se reduzca un poco el efecto directo del sol sobre él, sin embargo esta es una opción poco efectiva durante periodos largos de exposición al sol.

Ya que tapar el piercing igualmente provoca que la superficie no tenga un sistema de ventilación para la misma, haciendo que el sudor se acumule en el área, volviendo a tener el riesgo de las infecciones.

Si optas por esta opción que sea por periodos de tiempo corto y que además el material con el que decidas taparlo sea algodón o gasa.

Debes tomar en cuenta que esta opción no es válida si tienes un piercing en la nariz tipo aro, ya que taparlo involucraría cerrar tus fosas nasales.

Protege tu nariz

En cualquier caso, debes proteger tu nariz de la exposición prolongada al sol, contar con protección UV al momento de exponerte y evitar el polvo o sudor de forma excesiva.

Ahora que conoces cómo cuidar tu piercing en la nariz, te recomendamos que seas precavido cuando vayas a exponerte por tiempos prolongados al sol.

No te olvides de apoyarnos siguiéndonos en nuestras redes sociales.

2 comentarios

  1. Horacio 10 Junio, 2017
    • D. Astrid 2 Agosto, 2017

Deje un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *