Contraindicaciones de la dieta alcalina

La obesidad es el resultado de consumir más calorías que las que su cuerpo quema. Se necesita mucho tiempo para que esto ocurra. Sin embargo si usted no hace suficiente ejercicio y tiene una dieta cargada de calorías no saludables es lo que lo podría llevar a sufrir de esta enfermedad. Afortunadamente para aquellos que quieren cambiar su condición física existen varias dietas, como por ejemplo la dieta alcalina. 

Esta dieta puede ayudarle a combatir este problema. Sin embargo, antes de implementarla usted debería estar consciente en cuanto a cuáles son las contraindicaciones de la misma. De esta manera usted podrá saber si es la mejor o no según su condición.

dieta alcalina

Contraindicaciones de la dieta alcalina

Bajo contenido de grasa en comidas

Las personas que reducen el consumo de calorías de manera lenta pero constantemente, a menudo muestran mayor éxito en la pérdida de peso. La dieta alcalina trabaja bajando todos estos niveles de manera abrupta. Según varias investigaciones el bajar estos niveles de manera gradual hace que la dieta se vuelva más eficaz en la reducción de peso. Que cuando se reducen los mismos de manera rápida.

Relación de hidratación y pérdida de peso

Para la pérdida de peso óptimo va acompañada de al menos ocho vasos de agua diarios. Una hidratación adecuada es esencial, ya que ayuda a eliminar los desechos en el cuerpo y contribuye a que las personas que se sienta llenas por más tiempo.

Si usted es una persona a la que se le complica el ingerir agua diariamente. Esta no es la dieta ideal para usted. En cuanto a una espalda sana, los discos están compuestos principalmente de agua. El intercambio de líquidos y nutrientes tienen que ser los necesarios para mantener en buen estado la salud ósea.

Comportamiento y entorno no saludables

Es importante tener en cuenta el comportamiento de una persona y su entorno cuando se inicia un programa de dieta. El estrés, la tristeza, la ira y hasta el aburrimiento pueden impactar en el plan de dieta de un paciente y la cantidad de alimento que él o ella consume.

Los factores de comportamiento como sentimientos o cambio de humor durante el día. Podrían atraer a los pacientes a comer en momentos en que no están realmente hambrientos. También pueden inducirlos a comer alimentos poco saludables. Si usted está pasando por algunas de estas situaciones no se le recomienda hacer la dieta alcalina, ni ninguna otra.

depresion

La pérdida de peso no saludable

La pérdida de peso no saludable es repentina e inexplicable. Una pérdida de apetito, dolor y otros problemas es un síntoma de que algo va mal. La depresión, infecciones o malnutrición podría ser la causa de la pérdida de peso involuntaria. Sin embargo si usted no sufre de ninguna de estas condiciones deberá poner principal cuidado a su salud y suspender inmediatamente la dieta alcalina.

Es normal que cualquier persona que está intentando adelgazar pierda peso de manera considerable. Sin embargo cuando la misma es drástica en un periodo de tiempo corto, podría ser una señal de que usted este padeciendo de alguna otra enfermedad.

También puede interesarle: 12 beneficios de la dieta vegana

 

La mayoría de las dietas tienen sus contraindicaciones y la dieta alcalina no es la excepción. La cosa es saber identificarlas. Todos los cuerpos son distintos, por lo que las reacciones a los cambios alimenticios también lo serán. Tenga especial cuidado si observa algún síntoma relacionado con los anteriormente mencionados. Puede que se trate de una situación grave y la idea es que usted sepa detectarla a tiempo.

Deje un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *