Remedios caseros para evitar piojos

Eliminar piojos siempre ha sido una tarea que requiere de mucha paciencia y tiempo. Es por eso que es mejor evitarlos en primer lugar. Estos parásitos tienen la capacidad de moverse, saltar y adherirse a casi toda superficie, lo que los hace extremadamente contagiosos. Por suerte, estos no representan un problema grave para la salud, pero sí una gran molestia. Lo mejor para estas situaciones es que busquemos maneras de prevenir su contagio, sin dañar nuestro cabello en el intento. Si quieres saber maneras para evitar estos invasores indeseables, aquí te contamos los remedios naturales más usados para la prevención.

remedios-caseros-para-evitar-los-piojos-6

Remedios caseros para evitar piojos

Aceite de coco

remedios-caseros-para-evitar-los-piojos-2

El aceite de coco se puede usar de muchas maneras beneficiosas y en este caso sirve como una herramienta para evitar los piojos.  Dentro los componentes de esta sustancia se encuentran los ácidos grasos. Cuando estos se descomponen ayudan a quebrar los exoesqueletos de las liendres lo que conlleva a su eliminación. Se les recomienda a los padres poner un poco de esta sustancia dentro del champú que usan sus hijos. Si hacen que su hijo tome una ducha antes de ir al colegio, será baja la probabilidad de que el niño regrese infestado. Aun cuando los piojos hayan tratado de atacar su cabeza, lo más seguro es que el aceite de coco los haya matado. Incluso, si es demasiado tarde y tu hijo ya está infestado, ésta es una maravillosa manera de eliminar piojos.

Zumo de limón

remedios-caseros-para-evitar-los-piojos-3

Deben existir condiciones especiales para que los piojos puedan infectar la cabeza de una persona. Estos insectos son extremadamente quisquillosos y no toda cabellera es de su gusto. Unos de los factores que parecen afectarlos son los niveles de pH en el cabello. El nivel de ácido natural que tiene el cuerpo depende de cada persona, es por esto que algunos son más resistentes a contagiarse de piojos. Esto puede ser solucionado fácilmente usando el jugo de un limón. Los ácidos naturales que posee son una buena manera de prevenir y eliminar piojos.

Si se tiene hijos y le han comentado en la escuela que hay un brote de estos parásitos, es mejor que se proponga a utilizar este método. Tome un día a la semana para ponerles jugo de limón en el cuero cabelludo. Luego póngales una toalla y déjalo actuar por 30 minutos. Después de esto enjuague con suficiente agua. Esto debería ser suficiente para prevenir el contagio por una semana.

Vinagre de manzana

remedios-caseros-para-evitar-los-piojos-4

Tiene un efecto similar al método anterior pero le agrega un poco más a la tarea de la prevención. El vinagre por sí solo es una fuente natural de ácidos. Sin embargo, la mayoría considera su olor desagradable y puede ser vergonzoso para el niño que lo esté usando. El vinagre de manzana parece ser una opción natural si no se tiene problemas con el olor. A pesar de que su olor desmotiva a los piojos, no es lo único que puede hacer esta sustancia. En el caso de que ya se presenten huevos en el cabello, es capaz de ayudar a que se despeguen. Entonces, ya sería trabajo de quitarlos con un cepillo de hebras de metal.

Lavanda

remedios-caseros-para-evitar-los-piojos-5

No se está muy seguro de cómo, pero parece que esta planta tiene la capacidad de prevenir el contagio de piojos. Puede ser por su olor, o por los compuestos orgánicos que posee. La verdad es que una cuantas gotas de esencia de lavanda detrás de las orejas deberían bastar para mantener a estas pestes alejadas. Lo mejor de todo es que si no consigues la esencia, puedes hacerlo con tus propias manos, sólo necesitarás vinagre de vino blanco y flores de lavanda. Debes dejar remojando las flores dentro del vinagre. Tómalo como una medida preventiva y prepararlo antes de que se presente el riesgo de contagio. Las flores deberían ser remojadas por 30 días, para luego filtrar el líquido en un envase oscuro.

Sabemos que el proceso para eliminar piojos es tardío y requiere de constancia. Por eso lo mejor es que se tomen medidas cuando haya riesgo de contagio. No obstante, no debería dejar que esta situación evite que sus hijos y usted disfruten de la vida. Esto no es un problema grave, sólo incómodo. Debe tratarlo como tal y no contagiarle la preocupación a sus hijos. Además de estos remedios, pueden enseñarles conductas que le ayuden a evitarlos. Enseñarle que hay ciertos objetos que no pueden compartir puede ser el primer paso para educarlos.

Deje un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *